Dolor de Oído

Mi peque tiene dolor de oído!!!!!

 Quien no la ha sufrido? Es una consulta muy frecuente, casi siempre cuando los pequeños de casa tienen un resfriado con tos y moquitos (rinorrea) y muy habitual también si el niño/a practica deportes acuáticos o visita frecuentemente la piscina.

Existen 2 tipos de otitis:

Otitis externa:

La Otitis Externa es una infección de la piel del conducto auditivo externo, es la otitis del nadador propias del verano, producen mucho dolor y rara vez fiebre. No guarda relación con las otitis de los resfriados (otitis media) que se producen en otra región del oído.

Puede comenzar con picor de oído o del conducto auditivo. El síntoma principal es el dolor de oído, el cual puede ser intenso. Empeora cuando se tira de la oreja o se presiona delante del oído “signo del trago”.
Se trata, en algunos casos, con gotas óticas (antibiótico) y antiinflamatorio analgésico (paracetamol o ibuprofeno).  Se debe suspender la piscina por 1 semana y LISTO! Solucionado.

Cómo se previene?

  • Deben secarse con cuidado las orejas con una toalla, e inclinar la cabeza hacia ambos lados para facilitar que el agua salga.
  • EL USO DE BASTONCILLOS O HISOPOS ESTÁ TOTALMENTE CONTRAINDICADO.
  • Los oídos se deben mantener secos tras estar expuestos a la humedad.
  • El uso de tapones cuando estén en piscinas es recomendable.

Otitis media aguda (OMA):

La Otitis Media Aguda (OMA) es la inflamación o presencia de derrame en el oído medio asociada a uno o más signos de  otalgia o tirones de oreja en el lactante, otorrea, irritabilidad, fiebre, de instauración brusca (menos de 48 h de evolución). La irritabilidad del lactante y la fiebre alta están presente. Ocurre como complicación de resfriados y moco o rinorrea, así como tos, que muchas veces está asociada. Ocurre por acumulación de moco en nariz y este moco posteriormente se comunica con el oído por la Trompa de Eustaquio, acumulándose allí en el oído dando lugar a la afección. Esto es debido al aumento de la presión por los mocos presentes allí en el oído.

Tramiento:

Antibiótico en menores de 2 años junto con analgésico antiinflamatorios. En peques mayores se trata sólo con analgésico antiinflamatorios. El tratamiento se aplica por 48 horas y re-evaluar a las 48 horas posteriores.
En lo que sí no debemos demorar el uso de antibióticos en los pacientes de riesgo: inmunodeficientes, antecedentes de OMA recurrentes.
Los problemas a largo plazo relacionados con infecciones de oído (líquidos persistentes en el oído medio, infecciones persistentes o infecciones frecuentes) pueden provocar problemas de audición y otras complicaciones graves, por lo que recomendamos la evaluación del pediatra o médico especialista

Recuerda siempre que la evaluación periódica y presencial de un especialista de la salud es imprescindible.


Dra Mirian T Durán Maldonado 
Pediatra. Puericultor. 
@pediatraentucasa








Si te ha gustado esta entrada no olvides darle like y compartirla, así nos ayudas a saber qué contenidos son de mayor interés! Recuerda Suscribirte al blog para no perderte ninguna de nuestras sorpresas y novedades! (encuentras el formulario de suscripción en la barra lateral derecha si estás en un ordenador o más abajo, justo debajo de los comentarios si estás en un móvil)

Deja un comentario